Aumenta demanda de nichos tras pandemia de COVID-19

Por Selene Gaytán

Monterrey.- Como bien en sabido, durante el inicio de la pandemia de COVID-19 no se podían realizar servicios funerarios o entierros en los panteones, por lo que las cremaciones y el servicio de nichos registró un pequeño aumento.

Según el Padre José Alfredo Flores de la Parroquia el Rosario en Valle Soleado, la necesidad de los nichos entre la comunidad es muy grande debido al aumento de las cremaciones en los últimos dos años, y aunque estos se ofrecen en diversos panteones e iglesias del centro, la ciudadanía busca siempre la opción más económica.

Los nichos en las parroquias son más económicos que en un panteón, ya que, aunque dependa la ubicación de esta y el tamaño, su precio no excede los 15 mil pesos, ofreciendo facilidades de pago en abonos.

Estos espacios en donde se pueden resguardar hasta 4 urnas también tienen un costo por debajo de los terrenos en el camposanto, mismos que como mínimo se encuentran hasta en 24 mil pesos.

Pese a que la cremación fue el único método utilizado para los pacientes fallecido de COVID-19 durante el primer año, el dueño de las Capillas Benito M. Flores, Benito Flores Valencia, señala que este servicio siempre ha sido el más solicitado.

Los precios de las cremaciones se mantuvieron en su mayoría al mismo costo que antes de la pandemia, ya que, debido a la carga excesiva de trabajo, no se podrían ofrecer servicios con la misma calidad de siempre o en el mismo periodo de tiempo.

Aunque algunas funerarias sí aumentaron sus precios, esto podría significar un mal servicio como el no permitir el correcto enfriamiento del horno, mismo que al no usarse de la manera adecuada generaba humo negro contaminante.