Fausto Vallejo tiene mucho
que declarar.- Zambrano

Notimex

México.- La irresponsabilidad de la que ha hecho gala el gobernador de Michoacán, el priista Fausto Vallejo, desde que fue candidato y después al frente de la administración, es la causante de la grave crisis por la que atraviesa esta entidad federativa, señaló el dirigente nacional del PRD, Jesús Zambrano Grijalva.

Vallejo le mintió a los michoacanos tratando de ocultar su enfermedad y después, en sus constantes ausencias dejó al frente del gobierno a Jesús Reyna, destacó Zambrano.

“Fue un irresponsable porque confió el gobierno a un hombre en que ahora tienen vínculos claros con los ‘Caballeros Templarios’, en otras palabras, Fausto tiene mucho que declarar ante la PGR”, aseguró el líder perredista.

Hubo y hay un alud de irregularidades y evidencias respecto a la abierta intervención del crimen organizado en Michoacán, operando a favor de los candidatos del PRI, y hubo un acuerdo con el crimen organizado para que Fausto Vallejo llegara a la gubernatura y el gobierno federal nos está dando la razón, agregó.

El líder del perredismo nacional señaló que previo a la campaña electoral del 2011 y desde que se presentó Fausto Vallejo como candidato del PRI, se evidenció que carecía de las condiciones de salud tanto para enfrentar los comicios, como para gobernar.

“Sin embargo durante meses le mintió a los michoacanos y pronto lo descubrimos, cuando nos enteramos por ellos mismo que sólo visitó el  10 por ciento de los municipios michoacanos dada la gravedad de su enfermedad, y hasta se comprobó que estuvo internado en dos ocasiones”, recalcó Zambrano Grijalva.

Pese a ello, Vallejo Figueroa le confió la coordinación y la operación de la campaña a Jesús Reyna, y avaló todos los acuerdos y pactos que su futuro secretario de Gobierno estaba realizando.

Por ello, Jesús Zambrano lamentó las declaraciones del secretario de Gobernación que eximió  a Vallejo Figueroa de toda responsabilidad, lo cual es un absurdo.

“Fausto no puede ser absuelto a simple vista, ya que al ser candidato y luego como gobernador no puede señalar que desconocía o no sabía la relaciones misteriosas de su coordinador de campaña y el segundo al mando de su gobierno. Fausto Vallejo no puede ahora fingir demencia”.

En este tenor, Jesús Zambrano exigió que la Procuraduría General de la República efectúe una investigación precisa hasta el último cabo suelto, y que se investiguen a más integrantes del gobierno del estado, así como a autoridades municipales con probables vínculos con el crimen organizado.