Haz crecer tu negocio o ¡ESTÁS DESPEDIDO!

Por Esteban De Gyves / Coach de negocios en Action Coach

Se dice que los dueños de negocios son los trabajadores duros más flojos del mundo, pues se permiten mucho más que lo que les permiten a sus colaboradores cuando se trata de hacer su trabajo, pero aquí una pregunta: ¿Cuál es el trabajo del dueño del negocio? Simple… ¡Duplicar o triplicar el tamaño de la empresa CADA AÑO!

Lamentablemente pocos tienen claro cuál es su verdadero rol como dueños pues para muchos la realidad es que se iniciaron en la aventura de tener su propio negocio para suplir sus ingresos porque probablemente se quedaron sin trabajo o renunciaron a un empleo que no soportaban y por ello en lugar de tener un negocio, tienen un autoempleo.
Un autoempleo porque pasan mucho tiempo en su negocio o de lo contrario deja de funcionar, hace poco leí una cita de la cual no recuerdo el autor pero decía algo así como lo siguiente: “Los emprendedores están dispuestos a trabajar 80 horas a la semana, con tal de evitar un empleo de 40 horas semanales”, wow, no tiene sentido y no obstante, es la realidad de muchos… ¿Por qué sucede esto?

Creo que la principal razón es la mentalidad del emprendedor, hace un par de años un funcionario del Banco Mundial declaró que los negocios en México tardaban en promedio 30 años en duplicar su plantilla laboral y que lo que hacía que esto fuera así era que pocos emprendedores pensaban en crear una gran corporación a la hora de concebir su negocio, contrario a lo que pasaba en otros países como Estados Unidos donde algunas de las empresas más valiosas del mundo hoy, iniciaron en el garaje pero con una mentalidad del creador de convertir su idea en una gran corporación global, cosa que en muy pocos casos sucede en nuestro país con los nuevos negocios.

De hecho, creo que una pregunta interesante para ti si eres dueño de negocio sería: ¿Vas todos los días a tu negocio a no fallar o a tener éxito? Alguna vez has escuchado a alguien que se refiera a los resultados de su negocio con la expresión de que “Pues por lo menos que salga para las cuentas”, ¿Cómo crees que lucen sus utilidades? Seguramente guardan una relación directa y muy estrecha con el nivel de sus gastos… y nada más. Ese tipo de personas son las que tienen una mentalidad de “no fallar” cuando el dueño debería tener una mentalidad de “lograr el éxito” cuando alguien tiene una mentalidad de éxito piensa en crear la mejor y más grande empresa de su industria o, acaso te sentirías orgulloso de levantarte cada mañana y decir: “quiero construir la empresa más promedio del mundo”… mediocre, ¿No crees?.

Contacto: esteban@actioncoach.com.mx