La responsabilidad de ser padres

Por Dip. Lucy Campos

Hola de nueva cuenta, saludándolos a través de este espacio el cual me permite expresar mi sentir ante los diversos acontecimientos que la vida nos presenta.

Quiero compartir con los lectores de esta edición del que tan amablemente me han hecho ser parte por segunda ocasión, exponiendo algo tan valioso que para mí y me atrevo a decir que para la mayoría de seres humanos.

Se trata de lo que hoy por hoy no podemos atribuirles que serán el futuro de nuestro país y del mundo, si no que son el presente, esas personas que son nuestra responsabilidad, nuestro motivo a seguir adelante, esas personas de las que he venido mencionando y que comúnmente son llamados “hijos”.

Este reto que la vida nos da a los que ya contamos con la maravillosa dicha de ser padres, y de la que se desprenden todos los parabienes que se puedan lograr en la sociedad ya que en la actualidad presenciamos que en la medida en que el permisivismo reemplazó al autoritarismo, los términos de las relaciones en la familia han cambiado en forma radical y esto nos trae como consecuencia el cambio de vida al que continuamente nos enfrentamos.

Somos de las primeras generaciones de padres dispuestos a no realizar con los hijos las mismos caídas que pudieron haber cometido nuestros antecesores, y lo único que hemos conseguido en el intento de no repetir los “errores de nuestros padres” es en ser los últimos hijos regañados por sus padres y los primeros papás en ser regañados por los hijos; son los hijos los que ahora exigen el respeto de sus padres a fin de que les acepten sus ideas, sus gustos, sus apetencias, su forma de vivir y actuar.

Aunque en algunos casos excepcionales lo anterior es para bien, pero la mayor parte del tiempo es para mal.

Es en el hogar donde nuestros hijos comienzan su recorrer en la vida, y es ahí donde comienza la ardua labor y la gran responsabilidad de enseñarles los principios fundamentales para el buen vivir, es ahí donde es preciso hacerles entender que durante la niñez somos los padres las dirigentes de sus vidas, como guías capaces de sujetarlos ante las adversidades que sin duda alguna tendrán que enfrentar.

¿Pero como realizar esta gran responsabilidad que hemos contraído? solo se logrará con actitudes de respeto y firmeza, las cuales permitirán a ellos confiar en nuestra capacidad para gobernar sus vidas, mientras sean menores y aún no cuenten con la posibilidad de distinguir cual es la decisión que deben tomar o el cómo comportarse ante una sociedad ya de por sí bastante vulnerada; hacerles ver y entender que vamos adelante liderándolos y no atrás solo sobrellevando esta multicitada responsabilidad y lo que es peor, haciendo su voluntad.

Es así como creo que evitaremos que las nuevas generaciones se vean envueltas en el descontrol y desinterés en el que la sociedad se ha inmerso y parece ir a la deriva
Diputada María de la Luz Campos Alemán
Licenciada en Derecho y Ciencias Jurídicas / Diputada Local y Propietaria del Distrito 22 (abarcando 15 municipios con cabecera en China y Juárez Nuevo Leon) en la actual LXXIII legislatura del H. Congreso del Estado de Nuevo León.