Las vacaciones como una oportunidad de enriquecimiento familiar

Por Jesús Castillo López/ Psicólogo social de la UDEM

Merecidas son las vacaciones, después de una ardua temporada de trabajo o de estudio. Después del estrés viene la relajación, el descanso y la recuperación de fuerzas y motivación para reanudar las actividades. El descanso no solamente trae beneficios físicos, sino también beneficios psicológicos. Las vacaciones además de fortalecer el sistema inmunológico de nuestro cuerpo, también fortalecen una parte importante de nuestro quehacer diario, las relaciones interpersonales.

Una de las relaciones interpersonales muy importante es la relación familiar. En la familia es donde aprendemos gran parte de los comportamientos que luego pondremos en práctica en la sociedad, en la escuela, en el trabajo. Una de las enseñanzas que aprendemos en la familia es el descanso. Una familia integrada sabe desfrutar del descanso, de los momentos de recreación y de  despreocupación.

Hay un sabio pensamiento que dice “Descansar del deber, es parte del deber”, nada más cierto, no solamente hay que saber trabajar, sino también saber descansar. En este sentido, las vacaciones son una oportunidad de enriquecimiento familiar, se pueden hacer actividades recreativas en familia, salir a pasear, platicar y disfrutar del merecido descanso.

Una de las razones de lo anterior es que se rompe la rutina diaria de la escuela o el trabajo, se está en otro ambiente, el de la camaradería, el del relax. No es necesario gastar mucho dinero en la convivencia familiar. Se puede salir al campo a disfrutar de la naturaleza, se pueden aprovechar los lugares de descanso y esparcimiento que están disponibles, se puede salir de día de campo, se puede convivir con los familiares que no se veían desde hace tiempo, en fin, son muchas las actividades que se pueden compartir juntos.

Las vacaciones le permiten a la familia crecer juntos, desarrollarse juntos. Es otro ambiente, es otro momento de nuestra vida que hay que saber disfrutar. Démonos la oportunidad de planear los paseos y actividades en familia. Estando sana nuestra familia, estará sana nuestra sociedad. Podemos mejorar nuestra calidad de vida y nuestro bienestar personal. ¡Salgamos a disfrutar de las vacaciones en familia, es una oportunidad de conocernos mejor y de crecer juntos!

Contacto: jesus.castillo@udem.edu