Olvidan esculturas de héroes

 

Por Eddisa Garza

El caso de la escultura del Benemérito de las Américas Benito Juárez, que fue pintado de verde en el municipio de San Nicolás de los Garza, es tan solo un ejemplo del mal estado en el que se encuentran otras esculturas del área metropolitana.

Después de esta situación el Municipio de San Nicolás se dio a la tarea de remediar el daño, tal y como lo hizo en el busto de Antonio L. Rodríguez, que se encuentra sobre la Avenida Universidad, el cual estaba pintado de blanco y negro, pero ahora está de un color verde oscuro.

Monterrey no se queda atrás, pues las tres esculturas de los toreros más importantes del estado lucen totalmente descuidadas.

La plaza se encuentra sobre las calles Washington y Zaragoza, justo detrás de la Iglesia del Sagrado Corazón; ahí las esculturas de Eloy Cavazos y Lorenzo Garza se encuentran mutiladas.

Esto a pesar de que en sus pies se encuentran estampas de la dirección de Arte y Escultura de Monterrey, donde anuncia la revisión, restauración de estas piezas con el número 128501 como reporte.

Estas esculturas, bustos o monumentos son edificados con el erario público, pero después de su inauguración poco es el interés que se les pone.