Películas de terror ayudan a quemar más calorías

Por Mayra Rubio

Monterrey.– El ver películas de terror también ayudan a bajar de peso según un estudio de la Universidad de Westminster (Reino Unido), ver una película de terror consume aproximadamente la misma cantidad de calorías que una caminata de 30 minutos.

Para la investigación, los especialistas midieron el total de energía que un grupo de voluntarios gastaba mientras visualizaban múltiples filmes de horror.

Asimismo, se monitoreó también la frecuencia cardíaca, el consumo de oxígeno, la producción de dióxido de carbono.

Además se descubrió que en los momentos de mayor tensión en estas películas se quemaban más calorías.

La investigación, encargada por una empresa de alquiler de DVD , arrojó que durante los 90 minutos (promedio) que dura una cinta se pueden llegar a quemar 184 calorías, porque el pulso se acelera y se produce un aumento del ritmo cardíaco, del consumo de oxígeno y de la expulsión de dióxido de carbono.

Estos cambios se generan como consecuencia de la liberación de adrenalina, lo que aumenta el estrés del organismo y reduce el apetito.

Frutos secos son benéficos para el corazón

Estudios han demostrado que los frutos secos, sobre todo los de cáscara dura, son alimentos muy nutritivos y benéficos para el corazón, además tienen altos niveles de polifenoles (compuestos químicos que reducen los efectos de las moléculas que causan oxidación y dañan o matan a las células); pero la nuez es ‘casi perfecta’ debido a su mayor cantidad de proteínas y estos antioxidantes.

Desde hace tiempo los científicos estudian al estrés oxidativo porque parece ser factor importante en muchas enfermedades, como las cardiovasculares o el cáncer.

Investigadores de la Universidad de Scranton, Pensilvania, Estados Unidos., , al efectuar un estudio con nueces, pistaches, almendras, cacahuates, nuez de Brasil, piñones, nuez de la India, macadamias y pacanas, encontraron que la nuez tiene polifenoles antioxidantes entre 4 y 15 veces más potentes que la vitamina E, además de los minerales, fibra y ácidos grasos benéficos que todos los frutos secos aportan.

Al comerse crudas, se aprovechan mejor los antioxidantes de las nueces porque el calor al tostar los frutos secos disminuye su calidad.

Por lo que es importante incluir estos frutos en su alimentación diaria.