Rumbo al 2021. Hoy, no hay nada para nadie

Por Felipe Enríquez / Político y Estratega Electoral

Hoy, no hay nada para nadie. En diciembre de 2014, previo al proceso electoral de 2015 en que se eligió al actual gobernador de Nuevo León, las encuestas posicionaban a Jaime Rodríguez con el 7% de las preferencias electorales. No obstante, en la elección constitucional del 07 de junio de 2015, “El Bronco” obtuvo el 49% de los votos para gobernador.

De acuerdo a encuesta elaborada por Mitofsky en diciembre de 2019, las preferencias electorales por partido político para la elección de Gobernador son las siguientes: Morena (27.8%), Movimiento Ciudadano (21.8%), PAN (14.4%) y PRI (10.2%).

En el caso de las preferencias electorales por candidatos, Samuel García está en primer lugar de las preferencias en todos los escenarios, con más del 30%; se disputan el segundo y tercer lugar los candidatos abanderados por Morena (Tatiana Clouthier) y el PAN (Víctor Fuentes y Felipe de Jesús Cantú); mientras que el PRI se posiciona en cuarto lugar con menos del 10% de las preferencias en tres de los cuatro escenarios con Adrián de la Garza, y solo en el escenario en que la candidata del PRI fuera Clara Luz Flores, el PRI tendría una mejor votación.

En este escenario, Samuel García sería Gobernador de Nuevo León, ya que se ha demostrado que en Nuevo León pesa más el candidato que el Partido Político. No obstante, al día de hoy faltan 517 días para la elección, y todo puede suceder.

La pregunta más importante es cuál es el perfil que elegirán los electores. En el pasado, los nuevoleoneses ya hemos sufrido las consecuencias. Un candidato con una gran imagen gráfica (niño bonito) extremadamente corrupto; y un candidato antisistema incapaz de cumplir con las expectativas que se generaron en torno a su elección.

Hoy, pareciera que en Nuevo León los electores elegirían a un influencer sin experiencia para gobernador, sin capacidad y menos vocación de servicio. Pero mañana, será otro día.

Contacto: enriquez.dominio@hotmail.com